Ensaladas para el buen tiempo

¡Hola, hola bonitos!

Ahora que llega el buen tiempo (o por lo menos había llegado) apetecen comidas más ligeras y frescas. En casa las ensaladas variadas son siempre una buena elección así que hoy os traigo tres ensaladas ricas, frescas y con alimentos que casi nunca suelen faltar en la despensa o frigorífico de casa.

¡Vamos con la primera!

Ensalada de arroz

Ingredientes

  • Arroz para ensaladas (o arroz largo)
  • Lechuga
  • Bonito del Norte
  • Pepino o pepinillos

Cuando sobraba arroz de alguna comida siempre lo reutilizábamos para hacer esta ensalada. Y desde que descubrimos el arroz para ensaladas, ¡es un puntazo!

Para la ensalada tengo especial preferencia por la lechuga batavia, aunque cualquiera vale. Incluso se pueden mezclar varios tipos. También os diré que en casa hacemos nuestros propios pepinillos (más buen pepinos) en vinagre. Pero como todo, es cuestión de gustos y tú puedes echarle pepino crudo o unos pepinillos (agridulces, fuertes… eso es decisión tuya 😉 )

Ensalada con queso de cabra

Ingredientes

  • Lechuga
  • Tomates
  • Cebolleta
  • Beicon
  • Queso de cabra

Cortamos la cebolleta y el tomate en daditos. Después freímos el beicon con un poquito de pimentón. Calentamos otra sartén a parte y echamos los trozos de queso de cabra: si no compras medallones, haz las rodajas con cierto grosor para que no se te deshaga en la sartén. Lo juntamos todo, salpimentamos, un chorrito de aceite ¡y a disfrutar!

Ensalada de naranja

Sin duda de las tres, mi preferida. La descubrí gracias a letrasvoladas hace un par de años y en casa, es un must por lo menos una vez al mes. Y ahora que hablamos de Sara, os recomiendo Stilo 57: Un blog de estilo para inquietas, ansiosas y alérgicas.

Ingredientes

  • 1 o 2 naranjas
  • Bonito del Norte
  • Cebolleta
  • Aceitunas negras

Pelamos las naranjas y las hacemos rodajas. Las ponemos sobre el plato y después echamos la cebolleta laminada, el bonito y las aceitunas negras. Después echamos la mezcla de cuatro pimientas (rosa, negra, verde y blanca) y en un cuenco a parte mezclamos dos cucharadas de aceite y una de vinagre. Cuando estén bien integrados el aceite y el vinagre, lo echamos sobre las naranjas y ¡a hincar el diente!

Espero que te hayan abierto el apetito estas ensaladas y te animes a probarlas. Si es así ¡dímelo! Y si subes una foto a Instagram con el hashtag #repitemiranfu me hará doble ilusión.

Y si no quieres perderte nada, ¡suscríbete! 😉
Un abrazo y ¡a vivir!
Anuncios